Actualidad

El martes de Velá acaba con dos detenidos por morder a un Policía

velaita

Cuando uno está de fiesta no quiere que nadie se la corte. Eso es así, hablemos de Velá, de Feria o de la verbena que a ustedes se les ocurra. Pero cuando uno está de fiesta también tiene que comprender que otros trabajan para hacerla posible y, sobre todo, segura. Y hay que respetarlos.

Precisamente lo contrario a respetarlos fue lo que hicieron un joven de en torno a 30 años y una mujer de 40 en la noche del martes de Velá de Santa Ana, cuando en torno a las 03:30 de la madrugada la Policía empezó a desalojar la calle Betis.
Al parecer, el joven se negó en rotundo a abandonar la calle Betis para que los operarios de Lipasam pudieran hacer su trabajo, lo que obligó a la Policía a insistirle que tenía que irse de allí. Como no sería la discusión de acalorada que una mujer acometió contra uno de los agentes que trataban con el varón, al que causó lesiones, por lo que fue detenida por otro de los agentes de la Policía Local al que mordió un dedo. Seguidamente, en respuesta a la detención de la misma, el hombre atacó igualmente a los agentes, siendo finalmente detenido y quedando ambos a disposición judicial.
Ambos acabaron, por tanto, detenidos, provocando un altercado tan innecesario como poco habitual en una fiesta, la Velá de Santa Ana, que por el momento transcurre sin demasiados problemas.
R.T.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X